Tradiciones unen al pueblo de Tlajomulco

Tradiciones unen al pueblo de Tlajomulco

Tlajomulco de Zúñiga, Jalisco; a 7 de diciembre de 2018

 

 

El 8 de diciembre, la cofradía actual entrega la estafeta a la nueva que durante un año se hará cargo de la parroquia

 

Hablar de Tlajomulco de Zúñiga es hablar de tradiciones. Aun con su crecimiento, desarrollo industrial y económico, todavía conserva muchas de sus costumbres y herencias culturales.

 

Uno de estos legados es el manejo de la parroquia por parte del mismo pueblo a través de una cofradía, la cual se encarga del mantenimiento y cuidado de la misma, donde se resguarda la imagen de la Virgen de la Purísima Concepción.

 

Es decir, esta iglesia católica no está administrada por el clero sino por una cofradía conformada por seis familias del pueblo tlajomulquense, cuyas parejas están encabezadas por los cargos con nombres en náhuatl: Tatita, Mayor, Topile, Mantopile, Sipil y Chiquito.

 

Cada una de las parejas se turna el cuidado de la iglesia cada semana, por lo que deben vivir en el templo, administrarlo, cuidarlo y atender a los visitantes.

 

Sin embargo, el pueblo tiene la autoridad de quitar a una cofradía que no trabajó como se comprometió.

 

El jefe de Tradiciones de Turismo de Tlajomulco, Silviano Lázaro Delgado, consideró que este tipo de tradiciones no sólo son fuertes en lo religioso, sino en lo social, pues es parte de lo que ha mantenido unido al pueblo.

 

“Todavía orgullosamente tenemos estas tradiciones y pensamos que las estamos fomentando para que no se nos terminen, son muy bonitas; donde hay tradiciones el pueblo está unido”.

 

Durante los últimos días de noviembre y las primeras semanas de diciembre, la cabecera municipal de Tlajomulco se convierte en una celebración debido a las fiestas patronales consagradas a la Virgen de la Purísima Concepción.

 

A lo largo de esos días se llevan a cabo diversas actividades, misas en honor a diversos gremios como los hijos ausentes, los camioneros, tablajeros, albañiles, trabajadores del Ayuntamiento y comunidad indígena, entre otros.

 

Uno de los días más importantes es el ocho de diciembre, cuando la cofradía actual entrega la estafeta a la nueva que durante un año se hará cargo de la administración de la parroquia.

 

“Tlajomulco está muy cerquita de Guadalajara, que sepan que todavía aquí no se pierden algunas tradiciones, estamos luchando con el apoyo del ayuntamiento para rescatarlas. Que vengan, aquí van a encontrar todo el ocho de diciembre los altares, las ofrendas que hace la cofradía saliente para poder entregarle a la actual”.

 

CAMBIAN DE COFRADÍA

 

Juan Carlos Padilla Cabrera está a punto de dejar su cargo de Tatita para entregar la administración de la parroquia a los integrantes de la nueva cofradía, los cuales fueron elegidos por las parejas salientes y tuvieron una prórroga para decidir si querían ser parte de este encargo.

 

Para él, haber estado al frente de la cofradía ha sido un privilegio, pues considera que ha colaborado en el cuidado de las tradiciones del pueblo.

 

“Es algo que debemos de cuidar como pobladores de Tlajomulco, a mí sí me ha gustado estar aquí… nosotros, como pueblo, como cofrados, queremos que sigan adelante las tradiciones”.

 

El Tatita lamentó que otros pueblos pierdan sus costumbres y folclor e invitó a los ciudadanos en general a que acudan el próximo ocho de diciembre a ser parte de la fiesta patronal, sean parte de la peregrinación y conozcan las tradiciones que todavía se resguardan, como la elaboración en el momento de un dulce típico a base de semilla de amaranto, piloncillo, canela y clavo de olor.

 

ALGO DE HISTORIA

 

  • El templo, conocido como “Hospitalito”, está ubicado en la cabecera municipal de Tlajomulco. Se fundó en 1551 y desde entonces fue administrado por una cofradía de indios, quienes atendían a los enfermos, viajeros y personas en situación vulnerable que llegaban al pueblo.

 

  • En ese entonces, los gastos de estos servicios eran solventados con las ganancias de venta de tierras y ganado. Actualmente, el templo se mantiene de las limosnas que los fieles aportan los domingos, mientras que su mantenimiento está a cargo de la cofradía en turno.

 

  • La cofradía de Tlajomulco y la de San Juan Chamula, en Chiapas, son las únicas vigentes y activas en México.

     

Cofradía 2018

Ayúdanos a difundir este y otros servicios en redes sociales